Uso de Cajas de Alarma para Combinar Compromisos y Recordatorios para Ahorros en Bolivia

Location:
La Paz, Bolivia
Sample:
2400 clientes de Ecofuturo con cuentas de ahorro básicas y programadas
Línea de tiempo:
2011 - 2012
Outcome of interest:
Household finance
Intervention type:
Nudges and reminders Savings
Research papers:

Partners:

Policy issue

Además de la falta de infraestructura bancaria, muchas otras limitaciones restringen la disponibilidad y efectividad de los servicios de ahorros para las personas en situación de pobreza. Por otra parte, ha habido muy poca investigación enfocada en entender la demanda por servicios de manera que los productos puedan ser diseñados de acuerdo a las necesidades de los clientes y a sus flujos de caja. Estas restricciones en la oferta y demanda por servicios de ahorro apuntan hacia la necesidad de una investigación de mercado especializado y de esfuerzos de desarrollo de productos. Los esfuerzos para identificar las necesidades reales y las percepciones de clientes de bajos ingresos para idear mejores productos e incentivos para ellos, puede resultar en un comportamiento de ahorro más riguroso. 

La intervención propuesta se basa en la idea de que los individuos no prevén la ocurrencia de eventos en el futuro y por lo tanto no ahorran para aquellas necesidades inesperadas en el presente. Más aún, los individuos carecen de un lugar seguro para ahorrar dinero temporalmente y requieren de un medio para reprimir la impulsividad. Como resultado, los mecanismos para recordar a los clientes de manera oportuna y frecuente de que ahorren hoy, tales como alarmas programadas y cuentas que no permitan fácil acceso a estos ahorros, pueden mejorar la habilidad de los clientes para tomar en consideración necesidades futuras, detener el consumo innecesario en el presente y en consecuencia cambiar su comportamiento de ahorro.

Context of the evaluation

Aunque la tasa de ahorro doméstico bruto de Bolivia el 2009 promedió cerca de 20 por ciento del PIB del país, a la par con sus vecinos (en Perú es 26 por ciento y en Ecuador es 21 por ciento), la tasa de ahorro de Bolivia ha sido históricamente mucho más baja que aquellas de otros países en Latinoamérica, y el acceso a los servicios de ahorro está severamente restringido entre aquellos en situación de pobreza. Dada la predominancia de instituciones microfinancieras en el sector de servicios financieros de Bolivia, la responsabilidad de generar productos y servicios de ahorro para personas en situación de pobreza generalmente recae en estas instituciones. Debido a la creciente comercialización del sector en Bolivia, la captación de ahorros ha comenzado a ser una fuerza impulsora importante detrás de la sustentabilidad y crecimiento de las instituciones de micro-finanzas.

Ecofuturo es una institución boliviana de micro-financiamiento con fines de lucro que opera en muchas regiones de Bolivia. Ecofuturo ofrece un abanico de créditos individuales, seguros y productos de ahorro. Estos productos de ahorro varían desde cuentas básicas no programadas a cuentas con mecanismos de compromiso más complejos, que requieren que el cliente cumpla con cuotas de depósito con el fin de calificar para recompensas, tales como tasas de interés más altas. Trabajando con Ecofuturo, IPA desarrolló una alcancía innovadora con una alarma diaria que sólo se apaga al depositar dinero. La alcancía actúa como una barrera sicológica para la impulsividad ya que para abrirla su dueño debe visitar la sucursal bancaria local donde el personal del banco designado guarda la llave. Al incorporar el uso de alarmas a el ya familiar concepto de las alcancías, IPA probará el impacto de una tecnología que a es a la vez simple como potencialmente costo-efectiva. La alarma actúa como un recordatorio, al igual que un recordatorio por mensaje de texto al teléfono celular, pero a través de un período de tiempo podría probar ser más costo- efectivo y más relevante para aquellos que no tienen acceso a un teléfono celular.

Details of the intervention

IPA primero probó la alcancía con alarma en una pequeña muestra, con planes de luego lanzar el producto a aproximadamente a 800 clientes de Ecofuturo para evaluar su impacto en el comportamiento de ahorro. En total, IPA trabajará con los 2400 titulares existentes de cuentas de ahorro. Dos tercios de los clientes serán seleccionados aleatoriamente para ser ofrecidos una alcancía, y de aquellos clientes, a la mitad se les ofrecerá alcancías con alarmas. El grupo de clientes restante actuará como grupo de comparación. El impacto de una rueda de información que los clientes pueden usar para determinar las cantidades diarias de ahorro requeridas para lograr una meta en un tiempo dado, también será evaluado. Dentro de cada uno de los tres grupos (comparación, alcancía, alcancía con alarma) la mitad de los clientes se seleccionará aleatoriamente para recibir la rueda. Las tasas y las frecuencias de ahorro serán medidos entre los grupos de tratamiento y de comparación después de aproximadamente un año.

Results and policy lessons

Resultados por definir.